Realícese chequeos regulares

Toggle: English / Spanish

Realícese chequeos regulares

Es vital para su salud y la de su bebé obtener atención médica tan pronto se entere de que se encuentra embarazada (o si es posible antes de concebir) y visitar a su médico a medida que su embarazo avanza. Durante el primer trimestre, probablemente usted se hará un chequeo una vez al mes. A continuación, le presentamos lo que usted puede esperar de su primera visita prenatal:

Después de que un prueba de sangre u orina confirme su embarazo, el médico le realizará un examen médico completo. También elaborará su historia clínica detallada y evaluará cualquier riesgo en el embarazo. El médico también necesitará respuestas honestas sobre su estilo de vida. Por ejemplo:

  • ¿Bebe vino, cerveza o alcohol? Si lo hace, ¿con qué frecuencia y qué cantidades?
  • ¿Fuma? ¿Cuánto?
  • ¿Toma algún tipo de medicamentos o drogas ilícitas? ¿Cuáles?
  • ¿Hace ejercicio de forma regular? ¿Qué tipo de ejercicio hace?

Tener una descripción completa y clara de su historia clínica y estilo de vida ayuda a la persona encargada de su salud a poder brindarle la mejor atención posible. Por lo tanto, es importante no omitir ningún detalle, ni siquiera los más vergonzosos.

Después, le hará una variedad de exámenes de sangre. Estos incluyen un examen para determinar su estado de Rh. Tener un factor Rh diferente al de su feto puede, en raras ocasiones, provocar enfermedad del Rh, la cual puede causar una enfermedad grave o incluso la muerte a su bebé. Ésta se puede prevenir fácilmente, si la incompatibilidad de Rh se detecta a tiempo. Su médico también revisará su sangre para buscar signos de exposición a sífilis, rubéola, hepatitis B y posiblemente también VIH. Otro análisis de laboratorio incluye pruebas de orina para detectar infección o diabetes y un cultivo del cuello uterino para verificar si hay enfermedades de transmisión sexual tales como gonorrea y clamidia. El médico también podría recomendar pruebas genéticas que puedan evaluar el riesgo.

Su médico también le hablará sobre la nutrición durante el embarazo. Además de advertirle que se aleje del alcohol, la cafeína y el tabaco, podría aconsejarle que consuma más proteína, calcio, hierro y líquidos. Dado que puede ser difícil ingerir suficiente cantidad de ciertos nutrientes, como el ácido fólico, el médico le recomendará tomar una vitamina prenatal diariamente.

A menos que un problema de salud lo impida, su cuidador la animará a que haga ejercicios. Conservarse en buena forma física durante el embarazo le ayudará a mantener su capacidad aeróbica, fortaleza muscular y flexibilidad, sin mencionar la preparación para la maratón del trabajo de parto y del parto mismo. Muchas mujeres disfrutan el yoga, la natación y la caminata a paso ligero durante el embarazo. No obstante, ahora no es el momento de comenzar un nuevo programa. Si usted no ha realizado ejercicios regularmente, pídale a su cuidador que le sugiera un plan seguro para empezar lentamente.

Si, por el contrario, usted se encuentra saludable y su embarazo parece no tener complicaciones, puede consultar a su médico una vez al mes durante las primeras 28 semanas y a partir de ese momento acudirá a su consulta cada dos o tres semanas hasta la semana 37 y luego semanalmente hasta que dé a luz al bebé. Sin embargo, la programación real varía dependiendo de su médico y si usted se encuentra en una categoría de alto o bajo riesgo.

Cada visita incluirá una verificación de su presión arterial, una prueba de detección de proteína y glucosa en la orina, escuchar los latidos del corazón del bebé y una medición para controlar que su bebé esté creciendo bien. También tendrá la oportunidad de hacer preguntas acerca de la atención en el embarazo, el período de dilatación y el parto, y cualquier otra preocupación que usted pueda tener. Tenga a mano un cuaderno para anotar las preguntas que se le vengan a la mente entre visitas para poder obtener la información que necesita.

Version Info

  • Last Reviewed on 12/09/2012
  • Irina Burd, MD, PhD, Maternal Fetal Medicine, Johns Hopkins University, Baltimore, MD. Review provided by VeriMed Healthcare Network.

A.D.A.M., Inc. is accredited by URAC, also known as the American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). URAC's accreditation program is an independent audit to verify that A.D.A.M. follows rigorous standards of quality and accountability. A.D.A.M. is among the first to achieve this important distinction for online health information and services. Learn more about A.D.A.M.'s editorial policy, editorial process and privacy policy. A.D.A.M. is also a founding member of Hi-Ethics and subscribes to the principles of the Health on the Net Foundation (www.hon.ch)

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2013 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

This page was last updated: May 24, 2013

         
Average rating (1)