Cuidado de sonda permanente

Toggle: English / Spanish

Nombres alternativos

Sonda (catéter) de Foley

Descripción

Usted tiene un catéter (sonda) interno o permanente en la vejiga. "Permanente o interno" significa dentro del cuerpo. Esta sonda drena la orina desde la vejiga hasta una bolsa por fuera del cuerpo. Las razones comunes para tener una sonda permanente son incontinencia urinaria (escape), retención urinaria (no ser capaz de orinar), cirugía que hizo necesaria la colocación de esta sonda u otro problema de salud.

Qué esperar en el hogar

Será necesario que usted verifique que la sonda permanente esté trabajando adecuadamente. Usted también necesitará saber cómo limpiar dicha sonda y el área donde se fija al cuerpo para no contraer una infección ni presentar irritación de la piel. Convierta el cuidado de la sonda y de la piel en parte de su rutina diaria.

Evite la actividad física por una o dos semanas después de que le coloquen la sonda en la vejiga.

Limpieza de la piel

Usted necesitará estos suministros para limpiar la sonda y la piel circundante:

  • 2 toallas limpias
  • 2 toallas de mano limpias
  • Jabón suave
  • Agua caliente
  • Un recipiente o lavamanos limpio

Siga estas pautas de cuidado de la piel una vez por día, todos los días o con mayor frecuencia si es necesario:

  • Lávese bien las manos con agua y jabón. Cerciórese de limpiarse entre los dedos y debajo de las uñas.
  • Moje una de las toallas con agua caliente y échele jabón.
  • Lave suavemente toda el área alrededor del sitio donde entra la sonda con la toalla enjabonada. Las mujeres deben limpiarse desde el frente hacia atrás y los hombres desde la punta del pene hacia abajo.
  • Enjuague la toalla con agua hasta quitarle el jabón.
  • Agréguele más jabón a la toalla y úsela para lavar suavemente la parte superior de las piernas y las nalgas.
  • Enjuáguele el jabón y seque dando toques con una toalla limpia.
  • No use cremas, polvos ni aerosoles cerca de esta área.

Limpieza de la sonda

Siga estos pasos dos veces al día para mantener la sonda limpia y libre de gérmenes que pueden causar infección:

  • Lávese bien las manos con agua y jabón. Cerciórese de limpiarse entre los dedos y debajo de las uñas.
  • Cambie el agua caliente del recipiente si está usando algo distinto a un lavamanos.
  • Moje la segunda toalla con agua caliente y échele jabón.
  • Sostenga la sonda con cuidado y empiece a lavar el extremo cerca de la vagina o del pene. Vaya recorriendo lentamente la sonda hacia abajo (lejos del cuerpo) para limpiarla. NUNCA limpie desde el otro extremo de la sonda hacia el cuerpo.
  • Seque suavemente la sonda con la segunda toalla limpia.

Las mujeres fijarán la sonda a la parte interna del muslo y los hombres se la pegarán al vientre..

Verificar que la sonda esté funcionando

Será necesario que revise la sonda y la bolsa a lo largo del día.

  • Mantenga siempre la bolsa por debajo de la cintura.
  • Trate de no desconectar la sonda más de lo que sea necesario. El hecho de mantenerla conectada a la bolsa la hará trabajar mejor.
  • Verifique si hay retorcimientos y mueva la sonda si no está drenando.
  • Tome mucha agua durante el día para mantener la orina fluyendo.

Cuándo llamar al médico

Una infección de las vías urinarias es el problema más común para las personas con una sonda vesical permanente.

Llame al médico o al personal de enfermería si tiene síntomas de una infección, como: 

  • Dolor alrededor de los lados o en la región lumbar. 
  • La orina huele mal o está turbia o de un color diferente. 
  • Fiebre o escalofríos. 
  • Una sensación de ardor o dolor en la vejiga o la pelvis. 
  • No se siente como si fuera usted: se siente cansado, adolorido y tiene problemas para concentrarse   

Llame al médico o al personal de enfermería si:

  • La bolsa se está llenando rápidamente y tiene un aumento en la orina.
  • Usted está presentando escape de orina alrededor de la sonda.
  • Nota sangre en la orina.
  • La sonda parece bloqueada.
  • Nota arenilla o cálculos en la orina.
  • Tiene dolor cerca de la sonda.
  • Tiene alguna preocupación con respecto a la sonda. 

Referencias

Chochran S. Care of the indwelling urinary catheter: is it evidence? J Wound Ostomy Continence Nurs. 2007 May-Jun;34(3):282-8.

Feneley RC. An indwelling urinary catheter for the 21st century. BJU International. 2012 June;109(12):1746-9.

Version Info

  • Last Reviewed on 12/12/2012
  • Jennifer K. Mannheim, ARNP, Medical Staff, Department of Psychiatry and Behavioral Health, Seattle Children's Hospital; and Louis S. Liou, MD, PhD, Chief of Urology, Cambridge Health Alliance, Visiting Assistant Professor of Surgery, Harvard Medical School. Also reviewed by A.D.A.M. Health Solutions, Ebix, Inc., Editorial Team: David Zieve, MD, MHA, David R. Eltz, Stephanie Slon, and Nissi Wang.

A.D.A.M., Inc. is accredited by URAC, also known as the American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). URAC's accreditation program is an independent audit to verify that A.D.A.M. follows rigorous standards of quality and accountability. A.D.A.M. is among the first to achieve this important distinction for online health information and services. Learn more about A.D.A.M.'s editorial policy, editorial process and privacy policy. A.D.A.M. is also a founding member of Hi-Ethics and subscribes to the principles of the Health on the Net Foundation (www.hon.ch)

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2013 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

This page was last updated: May 13, 2013

         
Average rating (0)