Vólvulo en la infancia

Toggle: English / Spanish

Definición

Es una torsión del intestino que puede ocurrir en la infancia. Éste puede causar una obstrucción e igualmente puede interrumpir el suministro de sangre y dañar parte del intestino.

Nombres alternativos

Vólvulo infantil

Causas, incidencia y factores de riesgo

Una anomalía congénita llamada rotación anómala puede hacer más probable que los bebés desarrollen un vólvulo. Sin embargo, el vólvulo puede ocurrir sin que se presente dicha rotación anómala.

El vólvulo debido a la rotación anómala a menudo ocurre temprano en la vida, generalmente en el primer año.

Síntomas

Los síntomas generalmente son tan graves que los bebés se llevan inicialmente a la sala de urgencias, lo cual puede ser crucial para que sobrevivan.

Signos y exámenes

Tratamiento

Se requiere cirugía de emergencia para reparar el vólvulo. Se hace una incisión quirúrgica en el abdomen, se destuerce el intestino y se restablece el flujo sanguíneo.

Si un pequeño segmento del intestino está muerto (necrosis) a causa de la falta de flujo sanguíneo, éste se extrae. Los extremos del intestino se cosen o se emplean para formar una conexión de los intestinos hacia el exterior, a través de la cual se pueden eliminar los contenidos intestinales (colostomía o ileostomía).

Grupos de apoyo

Expectativas (pronóstico)

El diagnóstico y tratamiento rápido del vólvulo generalmente llevan a un buen pronóstico.

Si se presenta muerte (necrosis) del intestino, el pronóstico es desalentador. La situación puede ser potencialmente mortal, dependiendo de la cantidad de intestino comprometido.

Complicaciones

Situaciones que requieren asistencia médica

Esta es una situación de emergencia. Los síntomas del vólvulo de la infancia se desarrollan de manera rápida y el niño se enferma gravemente. Consiga atención médica de inmediato.

Prevención

Referencias

Peterson MA. Disorders of the large intestine. In: Marx JA, ed. Rosen’s Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 7th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2009:chap 93.

Version Info

  • Last reviewed on 8/1/2012
  • Neil K. Kaneshiro, MD, MHA, Clinical Assistant Professor of Pediatrics, University of Washington School of Medicine. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M. Health Solutions, Ebix, Inc.

A.D.A.M., Inc. is accredited by URAC, also known as the American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). URAC's accreditation program is an independent audit to verify that A.D.A.M. follows rigorous standards of quality and accountability. A.D.A.M. is among the first to achieve this important distinction for online health information and services. Learn more about A.D.A.M.'s editorial policy, editorial process and privacy policy. A.D.A.M. is also a founding member of Hi-Ethics and subscribes to the principles of the Health on the Net Foundation (www.hon.ch)

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2013 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

This page was last updated: May 20, 2014

         
Average rating (1)