Ruptura de menisco

Toggle: English / Spanish

Definición

Se refiere a un desgarro o rotura del cartílago amortiguador (menisco) de la rodilla.

Nombres alternativos

Lesión de menisco en la rodilla; Ruptura del cartílago en la rodilla; Ruptura de meniscos

Consideraciones generales

El menisco es un pedazo de cartílago fibroso en forma de C localizado en la rodilla. El cartílago se encuentra en ciertas articulaciones y conforma un amortiguador entre los huesos para proteger la articulación. El menisco sirve como sistema de amortiguación, ayuda en la lubricación de la articulación y limita la capacidad de ésta para flexionarse y extenderse.

Causas

Las rupturas de meniscos son causadas generalmente por torcedura o flexión exagerada de la articulación de la rodilla.

Síntomas

  • Se puede sentir un "ruido seco" en el momento de la lesión
  • Dolor de la articulación de la rodilla al caminar
  • Dolor de rodilla en el espacio entre los huesos; empeora cuando se aplica presión leve a la articulación
  • Cierre de la articulación
  • Pellizco recurrente en la rodilla
  • Dificultad para ponerse en cuclillas
  • Hinchazón de la articulación de la rodilla

Primeros auxilios

El médico llevará a cabo un examen físico, el cual incluye una evaluación de la rodilla llamada prueba de McMurray. Para este examen, usted se acuesta boca arriba mientras el médico le sostiene el talón de la pierna lesionada, con la pierna doblada. Se hace presión para comprimir la rodilla mientras se rota la pierna hacia adentro y hacia afuera con el fin de generar molestia o dolor. Un clic o un dolor sobre la parte interior de la articulación indican una ruptura interna (medial) del menisco.

Para la prueba de compresión de Apley, el médico lo hará acostarse boca abajo con la rodilla doblada en un ángulo de 90 grados. Luego, el médico le toma el pie con ambas manos y lo rota hacia el exterior (rotación lateral) mientras se aplica fuerza al pie hacia abajo. La rodilla y el muslo del médico se pueden usar para estabilizar el muslo suyo. El dolor en la parte interna de la articulación puede indicar una ruptura interna (medial) de menisco.

Una prueba para el exceso de líquido en la articulación es positiva en las rupturas de menisco, indicando hinchazón con el líquido alrededor de la articulación.

Otros exámenes que muestran ruptura de meniscos pueden ser:

El objetivo del tratamiento es reducir los síntomas y proteger la articulación de sufrir una lesión mayor mientras sana.

Usted no debe descargar todo el peso sobre su rodilla y es posible que tenga que utilizar muletas. A usted le pueden colocar un dispositivo ortopédico para la rodilla, el cual ayuda a evitar que ésta se mueva y también a que usted se recupere.

Otros tratamientos abarcan:

  • Hielo para reducir la hinchazón
  • Fármacos antinflamatorios no esteroides (AINES) para reducir la hinchazón y el dolor

Se permite la actividad física, en cuanto usted la tolere. Se recomienda la fisioterapia para ayudarle a la rodilla y a la pierna a recuperar fuerza.

Si la lesión es aguda o usted tiene un nivel de actividad alto, puede requerirse una artroscopia de rodilla (cirugía). La edad tiene un efecto sobre el tratamiento, ya que los pacientes más jóvenes tienen más probabilidades de tener problemas si no se realiza una cirugía.

No se debe

NO descargue todo el peso sobre la pierna si siente dolor.

NO descargue todo el peso sobre la pierna si el médico le dijo que no lo hiciera.

Se debe buscar asistencia médica de emergencia si

Consulte con el médico si se presentan síntomas de ruptura de meniscos después de una lesión en la rodilla.

De igual manera, consulte si está recibiendo tratamiento para una ruptura de meniscos y:

  • El dolor o la hinchazón retornan
  • Tiene un aumento en la inestabilidad en su rodilla
  • No piensa que su lesión esté mejorando

Consulte con el médico si su rodilla se frena y no puede estirarla.

Prevención

Utilice la técnica adecuada al realizar ejercicios o practicar deportes. Muchos de los casos de ruptura de menisco no se pueden prevenir.

Referencias

De Carlo M, Armstrong B. Rehabilitation of the knee following sports injury. Clin Sports Med. 2010 Jan;29(1):81-106.

Brockmeier SF, Rodeo SA. Knee: Meniscal injuries. In: DeLee JC, Drez D Jr, Miller MD, eds. DeLee and Drez’s Orthopaedic Sports Medicine. 3rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2009:chap 23;sect B.

Version Info

  • Last Reviewed on 06/13/2010
  • Linda J. Vorvick, MD, Medical Director, MEDEX Northwest Division of Physician Assistant Studies, University of Washington, School of Medicine; Benjamin Ma, MD, Assistant Professor, Chief, Sports Medicine and Shoulder Service, UCSF Department of Orthopaedic Surgery. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

A.D.A.M., Inc. is accredited by URAC, also known as the American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). URAC's accreditation program is an independent audit to verify that A.D.A.M. follows rigorous standards of quality and accountability. A.D.A.M. is among the first to achieve this important distinction for online health information and services. Learn more about A.D.A.M.'s editorial policy, editorial process and privacy policy. A.D.A.M. is also a founding member of Hi-Ethics and subscribes to the principles of the Health on the Net Foundation (www.hon.ch)

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2013 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

This page was last updated: May 31, 2013

         
Average rating (60)