Obstrucción linfática

Toggle: English / Spanish

Definición

Es un bloqueo de los vasos linfáticos que drenan líquido desde los tejidos a través de todo el cuerpo y permiten que las células del sistema inmunitario viajen hasta donde se necesiten. La obstrucción linfática puede causar linfedema, que significa inflamación debido a un bloqueo de los conductos linfáticos.

Nombres alternativos

Linfedema

Causas

La razón más común para la obstrucción linfática es la extirpación o inflamación de los ganglios linfáticos.

Las causas de la obstrucción linfática abarcan:

  • Infecciones parasitarias como la filariasis
  • Lesión
  • Infecciones cutáneas como celulitis (más común en pacientes obesos)
  • Cirugía

En las sociedades occidentales, una de las causas más comunes de linfedema es la extirpación de las mamas (mastectomía) y del tejido linfático por debajo del brazo por cáncer de mama. Esto causa linfedema del brazo en el 10 al 15% de los pacientes, debido a que el drenaje linfático del brazo pasa a través de la axila.

Las formas raras de linfedema que se presentan desde el nacimiento (congénitas) pueden resultar de problemas en el desarrollo de vasos linfáticos.

Síntomas

El síntoma principal es la hinchazón persistente (crónica), usualmente de brazos o piernas.

Pruebas y exámenes

El médico llevará a cabo un examen físico y hará preguntas acerca de la historia clínica.

Se pueden realizar los siguientes exámenes:

Tratamiento

El tratamiento para el linfedema abarca:

  • Compresión (usualmente con vendajes de múltiples capas)
  • Drenaje linfático manual
  • Ejercicios de amplitud de movimiento

El drenaje linfático manual es una técnica terapéutica de masaje leve en la cual la piel se mueve en ciertas direcciones sobre la base de la estructura del sistema linfático. Esto ayuda a que el líquido linfático drene a través de los canales apropiados.

El tratamiento también abarca el cuidado de la piel para prevenir lesiones, infección y ruptura de la misma, al igual que programas de ejercicios y movimientos suaves. Los ejercicios deben estar cuidadosamente diseñados por su médico y un fisioterapeuta. Esto debe ayudar a drenar sin llevar a inflamación, lo cual podría empeorar la afección.

El uso de medias de compresión en el área afectada o de una bomba de compresión neumática intermitente puede servir. El médico y el fisioterapeuta decidirán cuáles son los mejores métodos de compresión.

En algunos casos, se utiliza la cirugía, pero su efectividad es limitada. El cirujano tiene que tener mucha experiencia con este tipo de procedimiento. Usted aun necesitará fisioterapia después de la cirugía para reducir el linfedema.

Los tipos de cirugía abarcan:

  • Liposucción
  • Extirpación del tejido linfático anormal
  • Trasplante de tejidos linfáticos normales a áreas con drenaje linfático anormal (menos común)

En raras ocasiones, el cirujano hará derivaciones de los tejidos linfáticos anormales mediante injertos venosos. Estos procedimientos generalmente no son efectivos y a menudo se realizan de manera experimental.

Grupos de apoyo

Expectativas (pronóstico)

El linfedema es una enfermedad crónica que normalmente requiere de un manejo de por vida. En algunos casos, esta afección mejora con el paso del tiempo, sin embargo algún grado de hinchazón generalmente es permanente.

Posibles complicaciones

Además de la hinchazón, las complicaciones más comunes abarcan:

  • Heridas y úlceras crónicas
  • Ruptura de la piel

Usted debe estar muy atento con el cuidado y la higiene de la piel. Igualmente, existe un pequeño riesgo de desarrollar un tipo de cáncer del tejido linfático.

Cuándo contactar a un profesional médico

Acuda al médico si se presenta hinchazón de los brazos, piernas o ganglios linfáticos que no desaparece.

Prevención

La mayoría de los cirujanos ahora utilizan una técnica llamada disección del ganglio linfático centinela para reducir el riesgo de linfedema después de una cirugía de cáncer de mama. Sin embargo, esta técnica no siempre es apropiada o efectiva.

Referencias

Kerchner K, Fleischer A, Yosipovitch G. Lower extremity lymphedema update: pathophysiology, diagnosis, and treatment guidelines. J Am Acad Dermatol. 2008;59:324-331.

Davidson N. Breast cancer and benign breast disorders. InGoldman L, Schafer AI, eds. Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 204.

Diemert DJ. Tissue nematode infections. In Goldman L, Schafer AI, eds. Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier;2011:chap 366.

Version Info

  • Last reviewed on 9/3/2012
  • David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, University of Washington School of Medicine. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M. Health Solutions, Ebix, Inc.

A.D.A.M., Inc. is accredited by URAC, also known as the American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). URAC's accreditation program is an independent audit to verify that A.D.A.M. follows rigorous standards of quality and accountability. A.D.A.M. is among the first to achieve this important distinction for online health information and services. Learn more about A.D.A.M.'s editorial policy, editorial process and privacy policy. A.D.A.M. is also a founding member of Hi-Ethics and subscribes to the principles of the Health on the Net Foundation (www.hon.ch)

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2013 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

This page was last updated: May 20, 2014

         
Average rating (8)