Diástasis de rectos

Toggle: English / Spanish

Definición

Es una separación entre los lados derecho e izquierdo del músculo recto mayor del abdomen, que cubre la superficie frontal del área ventral.

Causas

La diástasis de rectos es una afección común y normal en recién nacidos que se observa con más frecuencia en bebés prematuros y de raza negra.

En las mujeres embarazadas, el aumento de la tensión en la pared abdominal puede llevar a que se presente dicha diástasis de rectos y el riesgo se incrementa con los partos múltiples o los embarazos repetitivos.

Las mujeres que tengan 12 o más semanas de embarazo deben evitar los ejercicios abdominales agresivos, los cuales pueden empeorar el problema.

Síntomas

Una diástasis de rectos luce como una cresta que baja por la mitad del área ventral; se estira desde el fondo del esternón hasta el ombligo y se incrementa con la tensión muscular.

En los bebés, el trastorno se observa más fácilmente cuando el bebé intenta sentarse y es posible que no se note cuando el bebé está acostado boca arriba y relajado. Cuando el bebé está relajado, a menudo se pueden sentir los bordes de los músculos rectos.

La diástasis de rectos se observa comúnmente en mujeres que tienen embarazos múltiples, dado que los músculos se han estirado muchas veces. La piel y tejido blando sobrante en la parte frontal de la pared abdominal pueden ser los únicos signos de este trastorno a comienzos del embarazo, mientras que en la etapa final del embarazo, la parte superior del útero con frecuencia se ve protruyendo de la pared abdominal. Igualmente, en algunos casos graves, es posible ver un contorno de partes del feto.

Pruebas y exámenes

El médico puede diagnosticar este trastorno llevando a cabo un examen físico.

Tratamiento

No se necesita tratamiento para mujeres embarazadas que presenten este trastorno.

En los bebés, los músculos rectos mayores del abdomen siguen creciendo y la diástasis de dichos músculos desaparece gradualmente. Es posible que se necesite una cirugía si el bebé presenta una hernia que queda atrapada en el espacio entre los músculos.

Grupos de apoyo

Expectativas (pronóstico)

El paciente generalmente se recupera sin problema y, en la mayoría de los casos, la diástasis de rectos por lo general sana de manera espontánea.

La diástasis de rectos relacionada con el embarazo generalmente persiste por mucho tiempo después de que la mujer da a luz y el ejercicio puede ayudar a mejorar la afección. En algunos casos, se puede presentar una hernia umbilical. Si se presenta dolor, puede ser necesario practicar una cirugía.

Posibles complicaciones

En general, las complicaciones sólo aparecen cuando se presenta una hernia.

Cuándo contactar a un profesional médico

Llame al médico de inmediato si un niño con diástasis de rectos presenta enrojecimiento o dolor en el abdomen, tiene vómitos persistentes o llora constantemente.

Prevención

Referencias

Marx, J. Rosen’s Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 7th ed. St. Louis, Mo: Mosby; 2009.

Anderson, DM. Mosby's Medical Dictionary. 8th ed. St. Louis, Mo: Mosby; 2009.

Version Info

  • Last Reviewed on 06/17/2011
  • Kimberly G Lee, MD, MSc, IBCLC, Associate Professor of Pediatrics, Division of Neonatology, Medical University of South Carolina, Charleston, SC. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

A.D.A.M., Inc. is accredited by URAC, also known as the American Accreditation HealthCare Commission (www.urac.org). URAC's accreditation program is an independent audit to verify that A.D.A.M. follows rigorous standards of quality and accountability. A.D.A.M. is among the first to achieve this important distinction for online health information and services. Learn more about A.D.A.M.'s editorial policy, editorial process and privacy policy. A.D.A.M. is also a founding member of Hi-Ethics and subscribes to the principles of the Health on the Net Foundation (www.hon.ch)

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2013 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

This page was last updated: May 31, 2013

         
Average rating (5)